Sistemas colectivos

Cumpliendo con la normativa legal, actualmente en España existen dos Sistemas Integrados de Gestión (SIG) o Sistemas Colectivos de Responsabilidad Ampliada del Productor (SCRAP) autorizados al amparo del RD 1619/2005.

Uno de ellos, compuesto por los principales fabricantes de neumáticos (Bridgestone, Continental, Goodyear-Dunlop, Michelin y Pirelli), se agruparon formando SIGNUS ECOVALOR, S.L (SIGNUS), que inicia sus actividades en el 2006. Y el otro, conformado mayoritariamente por distribuidores e importadores de neumáticos, que vio la luz a mediados de 2006, bajo la denominación de TRATAMIENTO NEUMATICOS USADOS, S.L. (TNU).

Ambos sistemas, cumpliendo las exigencias legales, carecen de ánimo de lucro y gestionan, en la actualidad, prácticamente la totalidad de los neumáticos fuera de uso, una vez han obtenido las correspondientes autorizaciones administrativas para ello.

Para llevar a cabo esta labor medioambiental, cada vez que se sustituyen los neumáticos de cualquier vehículo por otros nuevos, el cliente debe pagar un importe, fijado por cada SIG o SCRAP, equivalente al coste de gestión del tratamiento del neumático fuera de uso. Por este motivo, las facturas deben especificar desde principios de 2006 las tarifas aplicadas en cada caso para tal finalidad. Dichas tarifas difieren en función del tipo de neumático y del SIG que realiza la gestión, tal y como se especifica en el siguiente cuadro comparativo.